Sara – Con todo mi corazón oculto

Es la noche del respirar profundo, el sudor de las lágrimas salpicando el reflejo de los espejos mudos.

Autentica la luz que aúlla la indecisión del este nostálgico camino, sin caminar aun, sobre los atrayentes mundos, suspirabas tranquilidad y decencia, así lo pediste así lo obtuviste.

Viento regresa aquí, sincera los labios que tradujeron tu vida a mi juventud, tus alegrías, tus purificadas lágrimas ausentes; remota, ágil y abstracta, doblegada de caminos sin secretos y sin regresos, aullando fuerzas y salados menesteres.

Vísperas sin retornos, vísperas de ausencias tonificaron tus manos que edificaron mis ocultas energías, secretos atraídos por culturas opuestas tergiversadas de dolor brillante. 

Tu tierna piel deslindaba mi rostro viajador sobre los tuyos, depositando mis ocultas lágrimas con desesperada impotencia, llamándote, acariciando tus cabellos de metal alado. 

Zurcí tus deseos ocultos con gran cuidado y soberbia, acudí a lo desconocido con esa confianza y lo volví nuestro, como me habías inculcado, con un rezo, con un nombre del padre. 

Respiro fuerte tus pasos, suavizo tus labios con esa copa de vino que fue tu compañera en cada almuerzo de tu vida, solitaria imputada de humildad. me donaste tu vida con silencio y sonrisas.

Bella y sola construiste en mi tu mundo, recomendada por los jardines de los encantos tácitos y silenciosos. Solo tu perfume ocultó todos tus secretos, señora felicidad de enigmática dulzura. 

Te quiero oculta, te quiero fuerte, te quiero silenciosa, pero siempre me queda ese miedo a querer y sin embargo el amor me arrastra y me arrasa, me perfora, me duele, solo te quiero, déjame quererte por favor y dame una caricia en mi rostro y lo entenderé mirando el atardecer que te acompaña, sol y brisa, sol y brisa.

Soy yo, acurrucado en tu sonrisa te acompaña.

Wal Mayans

30-Jun-21

Imágenes: Ginny Rose Steward / Alex Pasarelu / Jenna Normam (Unsplash)

Deja un comentario

error: Contenido protegido !!

Historias, reflexiones, poesías...

Ya las viste? Un montón de palabras te esperan aún