He abierto y contraído un algo

Y contraje un lugar a fondo con mis manos que están engreídos,
abrí y separe mis piernas ya perturbadas con ese aire profundo luego de haber sentido y expresado abiertamente mi querida piernita derechita sobre mi izquierda,
giro y me lo pongo de frente, desde donde uno está sentado de rodillas, mientras me detuve alrededor de tu cuerpo mirando a tu lado y lo entiendes y no lo extiendes estas dos piernas apoyado con los dos brazos en la parte diferente de mi cuerpo,
estas recogida contraes cuando después de tus dos piernas giran y se ponen de frente parado a tus dos cuerpo.

Muy largo tendido y expresivo me proyecto y cruzo un viento y me pongo a poder girar y aun así me buscabas para decirme que quiero sentir tu cuerpo utilizando tu alma muy conocida llamando impulso no solamente buscando a todos mis brazos cuando ya te siento un verdadero dolor que respira y vuelve a respira hondo.

Entro poniéndome los instrumentos en su lugar.

Comienza la procesión con los suecos en mis manos y mis velas en mis pies,
a un cierto punto van a dejar sus candelas,
tomando un cuchillo y le pone en la mano derecha y toma sus suecos,
allí me llevan en la silla y me dejan agachados sin las velas en los pies y una vela que las manos.

Cuando acaba su cadena se agacha y golpea el piso, allí me levanto y comienzo a tentarle con la vela encendida y quemándose encendida en las manos,
el trata de desgarrarme en ese momento yo tallo y me tomo en su cara y hace que me corte el cuello,
yo tomo el cuchillo con la boca moviendo la cabeza,
él retira el cuchillo y yo danzo con la vaina y la vela en un momento yo regreso,
momento se me clava de abajo para arriba y yo de arriba para abajo,
le pongo la vela en el cuchillo y voy cayendo lentamente agarrando fuerte de su mano caída y apago las velas que él tiene en los pies,
el parto muestra el puñal con velas, risas o aplausos generales.

Una procesión,
el puñal,
la silla,
la pollera,
una caja de tambor,
la jacka del torero,
la china, la sombrilla,
una casa cercana.

Soy una porta Saxo,
un accesorio,
traje un militar blanco,
cada uno tendrá un lugar en una historia con un tema y sus instrumentos,
prendiendo un fosforo trapo de una tela,
un agasajo con un instrumento,
en medio me despierto a la mañana temprano.

Con mi yaca tengo envuelto los palillos de mi batería,
juegan conmigo,
me toman y me dan vuelta,
continúan a jugar conmigo en un momento se rompe la bolsa de caramelos,
silencio,
todo esto con un bochinche primario entra una canción o el cuento a una abuela.

Wal Mayans
20.julio.2021

Imágenes:  Jr Korpa / Savernake / Mari Madriz / Ojawi Pratap ( Unsplash)

Deja un comentario

error: Contenido protegido !!

Historias, reflexiones, poesías...

Ya las viste? Un montón de palabras te esperan aún